jueves, 30 de abril de 2009

La importancia de las VACUNAS

Un niño de 23 meses acaba de convertirse en la primera víctima mortal de la gripe porcina en los Estados Unidos. A medida que se expande el virus, surgen más dudas y más preguntas acerca de cómo evitar el contagio, especialmente en poblaciones de riesgo, como en el caso de los chicos.
El Dr. Enrique Casanueva, jefe del Servicio de Infectología Infantil del Hospital Universitario Austral, señala algunas precauciones que los adultos deben tomar para proteger a los menores. Aconseja aplicarles la vacuna antigripal, que si bien no protege contra la cepa de la influenza porcina, sí disminuye el riesgo de la “coinfección”:
“Como estamos entrando en el período invernal, además del virus de la gripe porcina vamos a tener en circulación otros virus (de tipo respiratorio y los de la influenza A y B). Esto incrementa el riesgo de coinfección, es decir, de tener dos infecciones a la vez, lo cual agrava el cuadro de la enfermedad”, advierte Casanueva.
Actualmente, la Organización Mundial de la Salud recomienda la vacuna mencionada a la gran mayoría de la población, especialmente a :
  • Niños pequeños de hasta 5 años
  • Adultos de más de 50
  • Personas con factores de riesgo( como diabetes, asma, problemas cardiovasculares)
  • Personal de salud.
Una duda común que se escucha a menudo es si una persona puede vacunarse estando resfriada o enferma. El Dr. Casanueva asegura que “no existe contraindicación” y que aunque ya se padezca de un tipo de gripe, la vacuna “protege contra el resto”.
Por otra parte, la influenza porcina puede favorecer la contracción de infecciones por otros gérmenes como neumoco o estafilococo por la disminución de las defensas, con lo cual conviene consultar con el médico de cabecera para chequear si el calendario de vacunación está completo y ponerse al día.
Además de la vacuna, el infectólogo indica no fumar en presencia de los más chicos, ya que está probado que el humo del cigarrillo aumenta el riesgo y la frecuencia de infecciones respiratorias. También sostiene que hay que evitar las multitudes en espacios cerrados: “No hay que llevar a los menores de 2 años, especialmente, a shoppings, cines u otros shows en lugares cerrados donde haya mucha gente”.
Casanueva resalta la importancia de la lactancia como factor de protección de la gripe y de otras enfermedades. Respecto de precauciones generales, el infectólogo menciona no compartir vasos ni mate, evitar saludarse con un beso o estrechando las manos, lavarse las manos después de haber estornudado o tosido, no estornudar abiertamente y evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca. En relación con el uso de barbijos, sostiene que “no se justifica en nuestro país en este momento”.
En esencia, el doctor afirma que la situación exige que seamos “más coherentes y ordenados, y que tomemos más precauciones”.
Me complace que hayan elegido emprender este viaje conmigo. Es mucho más fácil y mucho más divertido con ustedes que sin ustedes. (Neale Walsh...y yo.)