miércoles, 18 de julio de 2007

Comienzos

Todos los dias son comienzos, que anticipan el futuro, lo que hoy hago me prepara un porvenir.
Y hoy hago esto, mis descargos virtuales, donde puedo derramar mis ideas de forma semi-oculta, sin peligro de ser atacada por ojos curiosos que nunca han faltado a mis diarios íntimos de adolescencia.

El junco, no solo se dobla y sigue en pie, sino que maravillosamente lo que le permite doblarse son sus numerosos nudos. Al crecer el susodicho especímen vegetal, debe sobrepasar estos nudos, cosa muy ardua, ya que son resistentes, pero, lo mejor de todo es que el junco, nada cobarde y poco ignorante (Madrasa naturaleza) toma las fuerzas desde las raices y arremete con bríos, pudiendo avanzar su limitación con los poderes de su fuerza interior.
Esto pretendo ser...el junco...siempre en pie!
(y para colmo, estoy en flor)
Me complace que hayan elegido emprender este viaje conmigo. Es mucho más fácil y mucho más divertido con ustedes que sin ustedes. (Neale Walsh...y yo.)